VIERNES CON COCKTAIL & CANCIÓN EN PAREJA

Una de las grandes preocupaciones de todo buen padre y madre que se precie es la de que si sus hijos se lanzan a la búsqueda de media naranja, sea la adecuada. Si no, desde luego, más vale solo que mal acompañado. Nosotros en particular, no tenemos grandes aspiraciones más allá de que los candidatos elegidos sean buenas personas y, por lo menos aparentemente, normales, básicamente porque nosotros somos buenos y así como del montón, por no generarles traumas de adaptación a las criaturas…

Pues si la cosa sigue su curso, en lo que a mi hija mayor respecta, puedo desentenderme del tema, puesto que ya ha hecho la mejor de las elecciones. Una preocupación menos. ¡Qué relajación!

En sus seis cortos años de edad llevan ya tres de relación, la mitad de sus vidas; que se dice pronto. Desde el primer momento el uno y el otro se acogieron en su regazo y se han convertido en inseparables compañeros de la batalla escolar diaria. Mi primogénita, con su gran temperamento y personalidad, ha encontrado en Carlitos la horma de su zapato, un pequeño genio en las artes del cortejo que con su carácter divertido y gran don de gentes se la debe llevar a su terreno a su antojo.

Otro de los desasosiegos es la familia política que les pudiera tocar, ese gran tesoro, que como tal, todos creemos debe mantenerse en un cofre guardado. Pues con el mayor de los espíritus pelotas, os digo que en este punto también nos ha acompañado la fortuna. Mis consuegros son majillos, qué le voy hacer.

Él tiene un blog chulísimo de recetas de cocina (A ver qué cocinamos hoy), en el que además de mostrar sus increíbles dotes culinarias (que sin lugar a dudas le llevarán a preparar el avituallamiento de la pedida de mano) refleja sus grandes cualidades como informático, que dejan en evidencia mi espacio aderezado con paleta de colores e iconos de moderna mística. Ella es la discreción personalizada, con un estilo bárbaro y con un sentido del humor que poco a poco va aflorando a medida que la conozco más.

El otro día me pregunta así con esa prudencia que le caracteriza: “¿tienes lista de spotify?”. Me quedé patitiesa. Resulta que además de escuchar las canciones que pongo, ¡encima van y le gustan! Yo que creía que esta sección mía era una de esas locuras que nadie iba a escuchar… pues resulta que estaba equivocada.

Así que querida Carmen, te has convertido en merecedora de mi cocktail y canción de hoy viernes.

Escuchando estos dos temas, el otro día recordé cuando me decías: “¿te imaginas que se casan?” y que se repitiera la historia que habías vivido tú en tus propias carnes.

Va por ti, querida, esa cerveza que tenemos pendiente en el mundo real, de momento nos la tomamos juntas en el virtual y te dedico las canciones, devolviéndote otra pregunta: “¿se dirán estas cosas?”

cerveza

Ojalá que por lo menos el futuro les depare poder conservar una bonita amistad.


7 Thoughts on “VIERNES CON COCKTAIL & CANCIÓN EN PAREJA

  1. Carmen on 5 junio, 2015 at 4:28 pm said:

    ¡¡¡¡Madre mía como me ha gustado este post!!!!! Cual madre pantoja ya me vi organizando el menú de la pedida y hasta buscando modelito para Alicia y para mi!!!!! A Carlos esperaba que le sirviera el chaque que su padre llevo el día de nuestra boda 😉
    Muchas gracias por el post q no solo me ha encantado, sino que también me ha hecho reír, y hasta me ha emocionado!

    • entremadridybuenosaires on 5 junio, 2015 at 10:14 pm said:

      Me alegra mucho que te haya gustado, querida! Con el corazón está hecho! sois una familia fantástica!
      Lograremos sincronizar la lista de spotify, prometido!
      Un beso

  2. ¡Que bonito post!
    Yo lo tuve claro desde el principio: En la cena no se hablaba de otra cosa que no fuera de Grazzi (como dice él, aunque no sé si está bien escrito). Espero que así sigan mucho tiempo, que lo disfrutan un montón.

    Muchas gracias por tus palabras, ha sido emocionante.

    ¡Ah! Yo me apunto a la caña 🙂

    • entremadridybuenosaires on 5 junio, 2015 at 10:21 pm said:

      Un auténtico placer, de verdad! Porque dignos sois de ellas! o te crees que en este mi cuidado espacio de moderna mística meto a cualquiera… 😉
      Son lindos a más no poder! Somos afortunados!
      Perfecta esa caña entre familias políticas! Que no pase como en nuestro caso, que las familias se conocieron en el altar… como lo oyes… jajaja.
      Un abrazo muy fuerte!

  3. Alberto on 5 junio, 2015 at 9:59 pm said:

    Como padrino y viendo lo blanda que es la madre, voy que tener que conocer al “tuercebotas” y comprobar si es digno de la princesita

    • entremadridybuenosaires on 6 junio, 2015 at 1:37 pm said:

      Como explicación vaya que mi santo padre denominaba “tuercebotas” a todos los novietes y pretendientes que tanto su hija como sus sobrinas nos aventurábamos a tener… ya podían ser descendientes de la pata del Cid, que ninguno le gustaba.
      Digno dignísimo es, querido Alberto. Te lo digo yo, que tampoco es que me entusiasme cualquiera… jajaja.

      • En mi casa eramos todo chicos y no me había planteado nunca esta situación, pero dudo mucho que haya alguien digno de mi hija 🙂

        ¡¡Pobrecilla lo que va a sufrir con este padre!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation