PRIMERA GRAMOLA TRANSATLÁNTICA

A la mujer, con o sin lazos, se la conoce por sus zapatos.

Aquí, y al otro lado del océano…

Un par de Converse rosas dicen lo que antes de su aparición predije, que una alma estilosa sería, la que descubrí un veraniego día.

Fotografía tomada por Constanza @c_ddll

Fotografía tomada por Constanza @c_ddll

Ese día, querida mía, en el que tu helado de dulce de leche me cautivó por visión, que no por degustación. Reitero mi poca predilección por tan dulce sabor.

No sólo era un helado que venía directo de Argentina, sino que aparecía entre fotos divinas, las que bajo los #hashtags de HelloCreatividad van a hacer Instagram estallar.

Y tú, entre todas las followers, eres de las de gran mérito, porque la climatología de diferentes hemisferios te obliga a desarrollar un gran ingenio.

Porque te gusta tomar el té con medias lunas y levantar los pies hasta la luna.

Porque te gustan las velas que dejan rico aroma y estela.

Y despeinada vives feliz, con gran filosofía de vida que alegra tu rutina.

El aroma a perfume y flores no enmascara el que también a bebés y galletas emanas.

Jugando al “tatetí” estarías, desde un desayuno slow hasta el siguiente día, cuando una ducha de invierno refrescaría lo que aquí más bien nos acaloraría.

A veces una selva negra te pides y no te importa servirla en platos infantiles. Otras veces incondicional del bizcocho eres para disfrutar con las amigas más fieles.

Adoras las estaciones de trenes, de esos que suben y suben y te llevan hasta las nubes.

Y como te encantan las sorpresas (incluso las de artistas que paredes pintan) hoy he querido agradecerte lo que creativamente te mereces.

Instagram es una gran fuente de descubrimientos…

Hoy mi moneda de la gramola cruza por primera vez el Atlántico y va por ti, querida Constanza, porque lo tuyo es constancia!

Me llamas desde la oscuridad (un gran océano que nos separa) y me sacas a la luz….

…. You called me out from the dark, and brought me into the light….

 

¡Gracias siempre, por estar ahí!

 

LA HISTORIA DE JAN, UNA HISTORIA ENTRE MADRID Y BUENOS AIRES

Quizás la historia que os vengo a contar hoy ya la conocéis. La Historia de Jan, que como define Bernardo, uno de sus grandes protagonistas, es una historia de aceptación, crecimiento y superación.

LA HISTORIA DE JAN

Jan nació el 4 de noviembre de 2009. Cuando Bernardo y Mónica, sus papás, se enteraron de que Jan tenía Síndrome de Down, Bernardo tuvo el impulso y la necesidad de empezar a escribir un blog, transmitir todo lo que le estaba pasando, hacerlo social, como explica él mismo. Y en el transcurso de la historia y los relatos que de ella surgían, empezaron a darse cuenta de que además de servir de terapia para ellos mismos y sentirse acompañados ante una situación desconocida, parecía ser una gran fuente de ayuda para otras personas que estaban atravesando momentos similares a los suyos.

Y desde entonces hasta ahora, cinco años después, Bernardo sigue escribiendo en el blog los 365 días del año. Es un precioso diario de una gran historia y experiencia de VIDA. Todas las vivencias, fotografías y grabaciones que ha ido recopilando a lo largo de este tiempo le han servido a Bernardo, productor y director de cine, para darse cuenta de que quería plasmar la historia de su hijo en una película documental.

Para poder cumplir este maravilloso sueño han creado una campaña de crowdfunding que os vengo a enseñar. Porque YO TAMBIÉN APOYO LA HISTORIA DE JAN.

Y la apoyo y la sigo prácticamente desde que nació. Bernardo y yo fuimos compañeros del colegio y cuando comenzó a escribir el blog fui una de las afortunadas a las que se lo mostró. Y desde entonces, le sigo casi con la misma frecuencia con la que él escribe. La Historia de Jan ostenta el título de ser el primer blog del que me convertí en seguidora fiel.

Este fue el video con el que me convertí en una auténtica follower.

He visto cómo Jan y sus padres han ido creciendo juntos durante estos cinco años. Sufrimientos, alegrías, progresos, terapias, tratamientos, emociones, cariño, amor en su estado más puro… de todo he tenido la gran suerte de poder ser conocedora casi en tiempo real. Incluso de participar en algunos de sus cumpleaños! Sus primeros pasos fueron emocionantes! Y ahora le veo tan mayor… Jan ha crecido como niño y Bernardo y Mónica como padres. Lo que no sé si ellos sabrán es que yo también he crecido como lectora, porque aunque ninguno de mis hijos tiene Síndrome de Down, estas vivencias suponen una gran enseñanza como padres y como personas.

Ya habéis visto entonces que tienen una familia preciosa y un proyecto fabuloso que espero salga adelante, por ellos y por todo lo que representa.

Pues os vengo a descubrir, como añadido, que es una familia con un corazón Entre Madrid y Buenos Aires, no sólo porque su corazón forma parte del nuestro, que también, sino porque ellos cuentan, igualmente, con su propio corazón Entre Madrid y Buenos Aires.

Mónica, la mamá de Jan, nació en Buenos Aires, ciudad en la que vivió hasta los 14 años, antes de instalarse en Barcelona con toda su familia. A los 30 años se traslada a Madrid. En 2003, conoce a Bernardo, madrileño de pura cepa, y dos años después se hicieron pareja. El fruto de una hermosa historia de amor es mi querido Jan, que a nuestros ojos es más especial, si cabe, por llevar sangre argentina en las venas!

Transcribiendo palabras de Bernardo, les encantaría que Jan conociera Argentina y a toda la familia de allí, porque tanto él como Mónica están enamorados de la ciudad de Buenos Aires, lo acogedora que es la gente, de sus calles, del aroma a antiguo, del sentimiento, de la comida, de los árboles jacarandá…

Es un privilegio poderos contar una historia Entre Madrid y Buenos Aires con tanta alma, La Historia de Jan.

SI Jan ya era famoso… seguro que al ver este video más de uno reconoce también a su mamá…